Todas las Hojas son de Color Marrón…

El chocolate, la salsa de carne, y el barro son absolutamente geniales (aunque, seguramente, no todo juntos). La otra cosa que lamentablemente tienen en común es que todos ellos son de color marrón - y son una pesadilla para quitarlos de la ropa. 

Ya sea una mancha de chocolate caliente en un vestido, de café en una camisa, o el barro que mancha los uniformes escolares, hemos creado una guía sobre todo lo que necesitas saber acerca de cómo quitar las manchas difíciles de la ropa, que parecen más complicadas en esta estación.

Hay toda una gama de posibles culpables, pero como ejemplo, vamos a tratar tres de los más comunes: las manchas de café, las manchas de chocolate y las manchas de barro.

El proceso de limpieza

Cuando se trata de una mancha de algo marrón, a menudo cuanto antes se trate es más fácil de quitar. Si la mancha es a base de agua (como el café, la mayoría de las bebidas calientes y el barro) y no grasa, lo mejor es enjuagarla con agua fría para evitar que se incruste más en la tela. Cuando la zona está lo suficientemente húmeda puedes enfrentarte a las manchas. Hay diferentes procedimientos a seguir dependiendo del color del material:

Blancos

Para los blancos, el proceso es normalmente el mismo para los tres tipos de manchas, ya que a menudo puedes conseguir quitarlas con un quitamanchas potente. Para empezar, quita cualquier exceso de sólidos con una cuchara - teniendo cuidado de no frotar los restos y que se incrusten más en la tela. Aplica un quitamanchas que tenga peróxido de hidrógeno como Vanish Oxi Action. Masajea la zona afectada y déjalo actuar durante unos cinco minutos. Cuando llegue el momento, lava la ropa inmediatamente en un lavado normal con un cacito de Vanish para quitar la mancha.

Colores

Para las manchas marrones con base de agua (por ejemplo, las manchas de café), empieza por dejar correr agua fría sobre la parte de atrás de la mancha. Es importante lavarla por la parte posterior porque así evitarás que la mancha se propague por la tela. Si la mancha está muy fresca puede ser que esto sea todo lo que necesites hacer. Si la mancha persiste, cúbrela con un quitamanchas específicamente diseñado para colores - como Vanish Oxi Action. Frota suavemente el Vanish sobre la mancha sin que se corra más aún, aunque si la mancha está especialmente reseca puede que tengas que dejarla en remojo. Después lava la ropa normalmente, añadiendo otro cacito de Vanish al ciclo.

Para las manchas con base grasa, como el chocolate, lo mejor es empezar raspando todo lo que puedas con una cuchara, siempre teniendo cuidado de no incrustar la mancha más en el tejido. Cuando hayas quitado el exceso de restos, haz una mezcla con una parte de detergente líquido por dos partes de agua fría. Una vez que se haya quitado la mayor parte de la mancha, empieza a tratarla con Vanish Oxi Action, frotándola suavemente antes de meterla a la lavadora en un lavado normal, con la primicia esencial de Vanish.

¡Y ahí lo tienes! Una guía sencilla para hacer frente a los accidentes derivados del chocolate caliente, las galletas mojadas en el café o el barro. Así que disfruta del hermoso otoño, diviértete y deja que Vanish se ocupe de limpiar tu ropa y quitar las manchas.