Los trabajos más sucios y las manchas que producen

Las manos y la ropa sucias representan el pan de cada día de muchos trabajos que exigen hacer un gran esfuerzo físico y usar materiales muy dados a producir manchas. Pero, ¿cuáles son realmente los trabajos más sucios? 

No te pierdas este artículo en el que hacemos un repaso de estos así como de los quitamanchas de Vanish más recomendables para eliminar las peores manchas.

3 de los trabajos más sucios

  • Mecánico: Ser mecánico y arreglar coches es sin duda uno de los trabajos más sucios. Los mecánicos están todo el día en contacto directo con piezas de motor llenas de grasa, aceite y suciedad, por lo que incluso cuando utilizan monos de trabajo este tipo de mancha llega hasta la ropa que se encuentra en el interior del mono.
  • Fontanero: Los fontaneros tienen la misión de arreglar todo tipo de cosas, desde calderas que se rompen hasta grifos con fugas o baños obstruidos. En estos casos el óxido, las aguas sucias o residuales y los componentes químicos también forman parte inevitable del trabajo. Y como ya se sabe, muchas de estas manchas destacan por ser complicadas si no son tratadas debidamente.
  • Pintor e interiorista: Estos dos profesionales encargados de darles a las casas el aire fresco que todas las cosas necesitan desempeñan múltiples tareas, desde enyesar y pintar paredes hasta barnizar la madera, entre otras. Pero si hay algo de lo que no se libran son de las manchas en la ropa.  

Trabajos sucios = Ropa sucia

A pesar de que la mayoría de estos profesionales se cubren con monos y utilizan otros recursos para protegerse de las manchas, lo cierto es que éstas son muchas veces inevitables.

  • Suciedad
    Independientemente del trabajo que sea, si requiere de la utilización de las manos está claro que será sinónimo de manchas y suciedad. Así que si eres un fontanero y te pasas el día trabajando debajo del fregadero o un mecánico que arregla coches lo más normal es que las manchas acaben manchando tu ropa. 
  • Manchas de grasa y aceite
    La grasa y el aceite son importantes a la hora de lubricar muchos dispositivos o partes ya no solo de los coches sino también de las casas. Por eso es muy normal que acabes con manchas de este tipo cuando nos disponemos a intentar limpiar o arreglar algo.
  • Pintura
    Cuando estás rodeada de paredes recién pintadas o de productos para ello las manchas no tardan en llegar. Que se lo digan a un pintor o decorador al que se le cae la brocha o acaba tocando la pintura fresca de la pared sin darse cuenta…
  • Óxido
    Las manchas de óxido son especialmente comunes en el día a día tanto de los fontaneros como de los mecánicos. Destacan por la dificultad que entrañan a la hora de ser eliminadas, y aparecen sobre todo cuando el hierro o el acero entran en contacto con el agua y el oxígeno. Básicamente, estas manchas se transfieren desde algunos materiales viejos hasta la ropa.

Cómo eliminar las manchas más difíciles

Si tu ropa se ha manchado mientras desempeñabas algunos de estos trabajos no te preocupes. Vanish cuenta con una amplia gama de productos para que puedas combatir las manchas más complicadas. Procura aplicar los siguientes consejos:

Manchas de suciedad o pinturas con base de agua

Elimina las manchas de pinturas con base de agua y las de suciedad raspando los restos que queden en la superficie de tu prenda. Luego mezcla una cuchara con ¾ de agua caliente con una cuchara con ¼ del quitamanchas Vanish Gold Oxi Action Polvo.

Una vez hecho esto frota la solución por ambos lados de la mancha y descubre cómo desaparece en tan solo 30 segundos. Y como siempre decimos añade una cuchara de polvo en la lavadora mientras lavas la ropa como lo haces normalmente.

Manchas de aceite, grasa y pinturas con base de aceite

Para eliminar las manchas de grasa y aceite dobla tu prenda del revés y utiliza un poco de agua caliente para lavar la mancha. Entonces necesitarás meterla en remojo dentro de un baño con cuatro litros de agua caliente mezclados con 60 ml. de Vanish Gold Oxi Action Polvo. Deja que la mezcla actúe durante una hora y luego métela en la lavadora como siempre, si puedes con otros 60 ml. de Vanish.

Manchas de óxido

Aunque usando Vanish puedes eliminar las manchas de óxido, también te contamos un remedio casero para conseguirlo. Coloca tu prenda sobre una toalla vieja y echa un poco de vinagre blanco o zumo de limón directamente sobre la mancha. Después, sécala con un trapo seco para eliminar el color amarillo o naranja antes de tender tu ropa a la luz del sol. Cuando el líquido ácido se seque en el sol la mancha debería desaparecer.

Por otra parte, si quieres obtener mejores resultados coloca tu prenda en la lavadora junto con el detergente que usas habitualmente y añade 60 ml. extra del quitamanchas Vanish Gold Oxi Action Polvo. Porque con la gama de productos de Vanish no tienes que preocuparte por las manchas. Solo tienes que dejar que Vanish actúe como siempre.